NULIDAD DE LOS ACUERDOS NOVATORIOS PARA REDUCIR LA CLÁUSULA SUELO

26 de Junio del 2018

NULIDAD DE LOS ACUERDOS NOVATORIOS PARA REDUCIR  LA CLÁUSULA SUELO

Una de las estrategias utilizadas por los bancos para evitar que sus clientes reclamen por la cláusula suelo son los acuerdos novatorios,  cuando los clientes protestaron a su banco por su aplicación, al ver que la cuota de su hipoteca no bajaba cuando si lo hacia el Euribor. Mediante la proposición de una rebaja de la cuota, los bancos, consiguieron “convencer” a los clientes para que firmasen acuerdos novatorios donde se rebajaba la cláusula suelo de su hipoteca: “firma y pagarás menos al mes”.

Sobre esta práctica financiera el Tribunal Supremo, se ha pronunciado en su Sentencia 558/2017, de 16 de Octubre,  donde fundamenta  su fallo en que la falta de transparencia de la cláusula suelo determina su nulidad absoluta por tener carácter abusivo, y por lo tanto, no cabe posibilidad de convalidación mediante acuerdo con la entidad bancario.

En el supuesto resuelto por el Tribunal Supremo, la Sentencia de Primera Instancia estimó la pretensión subsidiaria de los prestatarios y condenaron a la entidad financiera demandada a aplicar el suelo del 2,5% pactado en el 2009 y a devolver lo cobrado desde que en 2012 volvió a subirlo hasta el 3% inicial. Dando por bueno el acuerdo novatorio impuesto por el banco a su cliente. El Tribunal Supremo, en cambio, estima el recurso extraordinario por infracción procesal interpuesto por los demandantes, anulando la sentencia recurrida, y, estimando plenamente la demanda, declarando la nulidad por abusiva de la cláusula suelo, así como la nulidad del pacto novatorio posterior, condenando a la demandada a la devolución de todas las cantidades que había cobrado en aplicación de la referida cláusula.

El Tribunal Supremo concluye que aunque los afectados llegaran a un nuevo acuerdo con la entidad, este solo tenía el fin de reducir, en lo posible, las consecuencias negativas del contrato: “No constituye un acto inequívoco de la voluntad tácita de convalidación o confirmación del contrato, en el sentido de crear, definir, fijar, modificar, extinguir o esclarecer sin ninguna duda dicha situación confirmatoria”.

El acuerdo novatorio alcanzado con la entidad bancaria carece de validez. El motivo es claro, la referida novación, con el mencionado acuerdo sigue adoleciendo del mismo defecto que poseía con la cláusula original, entre otras cosas, porque una cláusula abusiva no puede sanarse o integrarse para que siga surtiendo efectos.

El hecho de haber pactado con el banco una mejora en las condiciones, no será tenido en cuenta si la cláusula es nula radical o de pleno derecho. Lo que es nulo sigue siendo nulo.

 

Comparte este post

Contrata nuestros servicios

Más artículos

Extinción de condominio y adjudicación de fincas ¿Hay que pagar el impuesto sobre transmisiones patrimoniales?

Extinción de condominio y adjudicación de fincas ¿Hay que pagar el impuesto sobre transmisiones patrimoniales?

22 de Diciembre del 2017

Es común encontrarnos ante el pago de determinados Impuestos en aquellos supuestos en los que se pretende divi...

Leer más

LA RESPONSABILIDAD CIVIL DEL ABOGADO POR TRABAJO DEFECTUOSO

LA RESPONSABILIDAD CIVIL DEL ABOGADO POR TRABAJO DEFECTUOSO

04 de Diciembre del 2017

El contrato por el que se rige la relación de los abogados con sus clientes es el contrato de arrendamiento de...

Leer más

LA FIANZA SOLIDARIA EN LAS HIPOTECAS COMO CLÁUSULA ABUSIVA

LA FIANZA SOLIDARIA EN LAS HIPOTECAS COMO CLÁUSULA ABUSIVA

26 de Octubre del 2017

La concesión de un préstamo hipotecario por parte de las entidades bancarias, se encuentra condicionada...

Leer más